miércoles, junio 09, 2010

Paradoja del funcionario


En esta España de mis entretelas suceden cosas muy extrañas.


Ayer, en plena huelga de funcionarios, pude realizar una larga sucesión de trámites administrativos en un tiempo que sería la envidia de un velocista jamaicano. Todo tiene su explicación. Muchos ciudadanos aplazaron sus gestiones por el temor de topar con interminables colas en oficinas desiertas. Sin embargo, ya fuera por necesidad económica, por animadversión a los sindicatos mayoritarios o por haber previsto la previa deserción de los administrados, una mayoría de funcionarios acudió a sus puestos de trabajo. Mis encomiendas, que fueron acogidas como una interesante variación a la resolución de crucigramas, surcaron el mar de la burocracia viento en popa a toda vela.

Esta mañana, si bien regresaron los huelguistas, lo hicieron acompañados de los precavidos ciudadanos que se ausentaron ayer. En resumen, me he dejado la mañana en conseguir una insignificante certificación en el Registro Civil.

A ver si me convocan pronto otra huelga, que me queda mucho papeleo por tramitar.


5 comentarios:

joven dijo...

hi, you have nice blog.. u can view also mine..http://akoniwares.blogspot.com

HVN dijo...

Ví ayer en las noticias lo rápido que iba todo y me dije: "Vaya, los japoneses ya nos han invadido hasta en la forma de hacer huelgas"

Pero no, parece ser que es porque fue menos gente. Una pena.

Lucy dijo...

de verdad, de verdad yo pensé que sólo en mi país pasaba eso de la burocracia....bendita madre patria conquistadora de México

petete dijo...

Igual.
Ayer conseguí apuntar a mi nene en la piscina de forma casi instantánea.

En todo el Patronato Municipal de Deportes estábamos 3 personas y un servidor. Hasta podía elegir quién me atendiese.

Que cosas que pasan en este bendito pais...

Achab dijo...

Joven:

Bot bot bot

HVN:

Eso le pasa por hacerse ilusiones.

Lucy:

Lo heredaron de la madre patria.

Petete:

Spain is different, you know.