jueves, marzo 18, 2010

El Justo

"Y voté la ley porque estoy convencido de
que la legislación nueva es más respetuosa
con el derecho a la vida que la anterior"


José Bono Martínez




El Apocalipsis de San Juan cifra en 144.000 el número de los justos. Es, a todas luces, una exageración grosera. Los mejor informados en cuestiones del espíritu saben que no hay más santo que Pepe Bono.

Son evidentes los signos de la exclusiva santidad del manchego. Así, mientras sus inicuos compañeros de bancada creían aprobar una ampliación del aborto, el bienaventurado nazareno de Albacete lo restringía votando lo mismo. La oposición, pues votó contra el justo Bono, probó de sobra su iniquidad.

¿Les parece difícil comulgar con esta rueda de molino? Prueben, como hace él, a masticarla.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

cosas de politica que penita me da ......
N

Griselda Pelirroja dijo...

Tiene su explicación: con la antigua ley, el supuesto del "daño psicológico para la madre" era un coladero por el que se metía de todo, y permitía el aborto hasta casi la última semana aunque el bebé estuviera completamente sano. No sé tú como lo ves, pero a mí eso me parece un horror. Y además era un fraude de ley (tú sabes más de leyes que yo) conocido y consentido.

Puesto que ahora, con la nueva ley, eso ya no estará permitido y el aborto libre, sin dar explicaciones pero también sin necesidad de inventarte excusas absurdas con la colaboción de los psicólogos de las propias clínicas, solo estará permitido hasta la semana 14 (creo que hasta la 24 en caso de malformaciones), desde ese punto de vista es obvio que la nueva ley es más restrictiva que la antigua. Vamos, que la nueva ley evita los fraudes de ley y da seguridad jurídica, pero a cambio de limitar las semanas en las que se puede abortar con respecto a la ley anterior. No sé si me explico.

suri dijo...

Y sufre mucho.

suri dijo...

Huy, si ha rebautizado el blog.

Alfor dijo...

144.000 = 12 x 12 x 1.000, o sea, que la cifra de los justos es una muchedumbre [1.000] de las doce tribus de Israel multiplicadas por las nuevas doce tribus. Seguro que una de las nuevas doce tribus era de políticos españoles, que se multiplican como pocos.

si, bwana dijo...

Lo que tiene este fulano es una cara más dura que el cemento.

Achab dijo...

N:

Pura cuestión de cara dura.

Griselda:

Tiene una explicación pero no es muy buena.

El supuesto que señala usted -certificado psicológico falso y aborto a los 9 meses- tiene un grave problema como ejemplo: bajo la ley -tanto la anterior como la presente- esos hechos serían constitutivos de al menos dos delitos "falsedad y aborto ilegal". Ese delito -y no fraude de ley- no se perseguía por dejadez de las autoridades, que no querían salpicarse la ropa con un tema impopular.

Los abortos ilegales, no sea ilusa, persistirán como persisten los dentistas sin licencia. Con toda probabilidad, se perseguirán tan poco como ahora. Sus autores no tendrán que falsificar ningún papel, eso sí que lo concedo.

No obstante lo expuesto, el asunto Bono es mucho más sencillo. No se trata de decidir si está ley es mejor o peor que la otra -que era ya bastante chapucera-; sólo se discute si amplía o restringe la posibilidad de abortar.

Analicemos. La nueva ley restringe temporalmente un supuesto, amplía los demás y abre, durante 14 semanas, la posibilidad de finiquitar cualquier embarazo.

Yo veo difícil sostener así que el aborto se restringe y conmigo los proponentes de la ley, que pretendían y pretenden ampliarlo.

Sobre el tema de qué ley es mejor discutimos, si eso, otro día.

Suri:

El nuevo nombre es elegante e intrigante, proclamo.

Alfor:

Tengo serias dudas de que alguno de estos tenga alma, pero bueno...

Bwana:

Y que el diamante.

Anónimo dijo...

Es más respetuosa con el derecho a la vida de la mujer ;)

Anónimo dijo...

hipica almenara