domingo, diciembre 20, 2009

Igualitos

Ayer se jugó la final del Mundial de Clubes de Fútbol entre el Barcelona y el Estudiantes de La Plata. Ganaron los catalanes, pero esa no es la noticia. Según he podido saber, la FIFA prohibió a ambos equipos jugar con su primera indumentaria, no fuera que el mexicano Benito Archundia, árbitro del partido, pudiera confundirlas.

Para que se hagan una idea de la magnitud del problema, ambos equipos se visten así:




La FIFA sabrá mejor que nadie cuál es la agudeza visual de sus empleados, pero sus medidas, por mucho que faciliten la labor del trencilla no transmiten mucha confianza al espectador. A fin de cuentas, distinguir un fuera de juego a cincuenta metros tiene que ser más complicado que diferenciar el blanco del azul.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Capitán, usted debe gozar de una agudeza visual extraordinaria, pero le juro que 22 tíos corriendo con calzón oscuro y camisetas a rayas (sean cuales sean los colores de las rayas) se convierten en un potaje no sólo indigerible para los ojos de los trencillas vulgaris sino hasta para los de los espectadores televisivos (y pese a la tele en color). Para una vez que acierta la fofa de la FIFA, usted va y se ríe...

Esther Hhhh dijo...

Bueno, la verdad es que son bastantes distinguibles... Pero si la FIFA dice que no, pues será que no... Lo mismo los árbitros, tanto ir de negro, sólo ven en blanco y negro, lo cual complica considerablemente el distinguir ambos equipos. También es posible que sean daltónicos. No afectaría a su capacidad de discernir si es o no fuera de juego, pero sí tendrían problemas con los colores. Eso podría incluso justificar cuando se equivocan con las tarjetas y sacan roja en vez de amarilla y viceversa...

No sé, Capi puede que incluso sea cuestión de moda: Alomejor la FIFA considera más elegante el segundo equipaje de ambos equipos...

Bueno, habrá que investigar. Por el momento, si os parce, os mando kilos de besos... Ya regreso en breve a España (aunque volveré otra vez por aquí, jejeje)

Besitosssssss

Ginebra dijo...

A mí el modelo rosa que sacó el Barcelona me gustó más que las rayas ésas de siempre.

Enrique Acebes dijo...

¡No! ¡Está usted discriminando! ¿Acaso sólo los daltónicos que se lían con el rojo y el verde tienen derechos? ¿Qué pasa con los que confunden el blanco y el negro con el azul? ¡Esa es una actitud fascista, retrógrada y mesetaria!

Achab dijo...

Anónimo:

¡Qué va! Eso es un Bilbao-Barça de toda la vida de Dios y nadie se ha confundido nunca.

Esther:

Échele un vistazo a la segunda equipación del Barça y luego me comenta.

Ginebra:

Muy viril, sobre todo. Estoy por comprarle una a mi sobrina.

Enrique:

Otra cosa no, pero mesetario lo soy un rato.

Chasky dijo...

Hay cosas en el fútbol más complicadas de entender que el fuera de juego para mi madre.